Un terremoto de 7,4 sacude Japón y genera una alerta de tsunami

Este lunes

Un terremoto de 7,4 sacude Japón y genera una alerta de tsunami

Versión para impresiónSend by emailPDF version
Con la memoria todavía muy reciente del desastre de Fukushima, Japón construye a contrarreloj torres y rutas de evacuación, muros de contención y refugios. Foto: Referencial
Yvke Mundial / Agencias
Un fuerte terremoto de 7,4 grados de magnitud en la escala abierta de Ritcher sacudió este martes (hora local) la prefectura de Fukushima (noreste de Japón), la misma en donde en 2011 ocurrió un devastador terremoto de magnitud 9.0.
 
Se activó la alerta de tsunami, según informó la Agencia Meteorológica nipona (JMA), ya que una ola de hasta tres metros de altura se aproxima a la prefectura de Fukushima, donde la central nuclear Daiichi de la empresa Tokyo Electric Power Co (Tepco) fue devastada por un tsunami y un terremoto cinco años atrás.
 
Una hora después del terremoto, las olas que alcanzaron la costa este y noreste del país eran de 60 centímetros (en el puerto de Onohama) a 90 centímetros (en el puerto de Soma). La máxima altura por el momento registrada fue de 1,4 metros, según informó la cadena pública NHK.
 
Tepco registró daños en la planta Daini, situada a 12 km. al sud de Daiichi. Una ola de un metro de altura golpeó la central. El sistema de refrigeración del reactor que enfría una piscina de almacenamiento de combustible nuclear gastado había dejado de funcionar, pero un portavoz dijo que el sistema se había reiniciado poco después. En la planta nuclear de Onagawa no se observaron daños por el terremoto de momento, según informó NHK.
 
El seísmo se produjo a las 05.59 hora local (19:59 hora española) y tuvo su hipocentro a 25 kilómetros de profundidad en la costa de Fukushima, a unos 200 kilómetros de Tokio.
 
Las autoridades japonesas activaron nada más producirse el seísmo la alerta de evacuación ante la llegada de un tsunami de hasta tres metros en la costa de Fukushima y de un metro en el litoral de otras cuatro prefecturas, Miyagi, Ibaraki, Iwate y Chiba. Desde la televisión local están haciendo llamadas continuadas a la ciudadanía para que se desplace hacia el interior, lejos de la costa o las orillas de los ríos, y se resguarde en edificios o refugios elevados. Tras la alerta, se comenzaron a registrar largas colas de vehículos que intentaban abandonar la zona.
 
El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, ordenó a su Gobierno desde Buenos Aires poner “la mayor prioridad a la seguridad” de la población tras el terremoto.
 
“Di instrucciones para que el Gobierno esté completamente preparado para atender esta tragedia. El Gobierno en su totalidad está poniendo la mayor prioridad en la seguridad para atender estos desastres”, subrayó el premier nipón.
 
SHINZO ABE
Primer ministro de Japón
 
El temblor, que pudo sentirse con fuerza en Tokio, tuvo una magnitud de 5 sobre 7 en la escala japonesa, que se centra más en las zonas afectadas que en la intensidad.
 
Los servicios de tren del este de Japón quedaron suspendidos tras el seísmo, sin que se hayan registrado mayores incidentes por el momento debido al temblor, informó la agencia Kyodo.
 
Todas las centrales nucleares en la costa amenazadas por el tsunami se cerraron tras el desastre de Fukushima. Sólo dos reactores están operando en Japón, ambos situados en el suroeste del país. No obstante, incluso cerradas las centrales nucleares necesitan mantener activos los sistemas de refrigeración que operan para mantener fresco el combustible ya usado.
 
Los terremotos son comunes en Japón, una de las zonas más sísmicamente activas del mundo. En Japón se registran aproximadamente el 20 por ciento de los terremotos del mundo de magnitud 6 o mayor.
 
El terremoto del 11 de marzo de 2011 fue la magnitud 9, el mayor seísmo jamás registrado en el país. El destructivo tsunami que vino después provocó la peor crisis nuclear del mundo desde Chernobyl un cuarto de siglo antes.
Contenido Relacionado: 

Compartir esta Noticia

Categoria:

Dejanos un comentario