Reconocen aportes de las ciencias sociales en Latinoamérica

Por primera vez

Reconocen aportes de las ciencias sociales en Latinoamérica

Versión para impresiónSend by emailPDF version
(Foto. Cortesía)
Nota de Prensa

¿Cómo recuperar espacios de libertad para que la ciencia alcance avances genuinos del conocimiento? es una interrogante que ha inspirado a la ganadora del premio John Desmond Bernal 2017, Hebe Vessuri, a dedicarse al estudio social de la disciplina científica – tecnológica.

Los aportes de la investigadora emérita del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (Ivic) han sido significativos para la comprensión de las dimensiones sociales de la ciencia y la tecnología, y el motivo del reconocimiento que por primera vez se otorga a un profesional de Latinoamérica.

Vessuri es pionera en los estudios de la ciencia latinoamericanos. Como antropóloga ha tenido una carrera prolífica con 31 títulos de libros de su autoría, cientos de artículos científicos e informes  gubernamentales escritos en español, inglés, francés y portugués. En el portal web de la Sociedad de Estudios Sociales de la Ciencia, se hace referencia a su trabajo como particularmente influyente en América Latina y esclarecedor en el análisis del papel de la ciencia en diversas sociedades, lo que contribuye en gran medida a comprender los temas centrales de la política contemporánea mundial.

“Lo que hacemos en el campo ciencia – tecnología – sociedad es tratar de estudiar con herramientas de las ciencias sociales y las naturales a todo el quehacer científico y a los investigadores que lo practican. Es interesante que se reconozca a través de este premio el avance que estos estudios han alcanzado en la región latinoamericana y que se tomen en cuenta los esfuerzos que se hacen en el Sur por explorar los múltiples contextos donde se hace ciencia”, aseguró Vessuri.

La investigadora recordó que desde que inició sus trabajos se sintió motivada a explorar el papel social de los científicos y tecnólogos en la construcción y transformación de las sociedades a las que pertenecen, a través de sus investigaciones e ideas.

“La ciencia y la tecnología en el sur global han sido parte sustancial de los programas de asistencia para el desarrollo”, afirmó la investigadora. Explicó que este conocimiento se insertó en las agendas internacionales para solucionar diversos aspectos de las realidades de extensas regiones del mundo, incluyendo Latinoamérica. Sin embargo, también funcionó para ejercer control de áreas enteras de investigación, en nombre de la modernización tecnológica – industrial. De allí la necesidad de recuperar espacios  con mayores libertades para la generación del conocimiento científico, resalto Vessuri.

En Latinoamérica los estudios sociales de la ciencia surgieron como una respuesta crítica frente a las contradicciones generadas por las prácticas de modernización de las sociedades, a través de la plataforma científica – tecnológica. “Lamentablemente en la región ahora se observa una reducción del apoyo público a la investigación científica y una falta de reconocimiento del aporte de las ciencias sociales, aún en las circunstancias que está experimentando el planeta, en las que se requiere de la interpretación y comprensión de este conocimiento”, destacó la investigadora quien también ha realizado importantes contribuciones institucionales en el ámbito internacional.

Por esta razón, se hace necesario el planteamiento de una ciencia más compleja y abierta que recopile la variedad de dimensiones y aspectos de la realidad. Para la antropóloga esto es posible a través de las exploraciones interdisciplinarias del conocimiento, el manejo de datos a grandes escalas, la participación de otros actores sociales en la investigación científica y la ruptura de las distancias para las comunicaciones instantáneas, que faciliten el intercambio de información.

Vessuri presidió la Comisión de Ciencia, Tecnología y Desarrollo (1981 – 1985) del Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales y fue presidenta del Consejo de Gobierno de la Universidad de las Naciones Unidas en 2009. De igual manera, fue miembro del Comité Científicos del Instituto de Nuevas Tecnologías de la UNU entre 1996 y  2002 e integrante de la Comisión de Ética en la Ciencia de la Unesco (2008 – 2015). También ejerció el cargo de vicepresidente del Comité Científico del Foro de la Unesco para la Educación Superior, la Investigación y la Gestión desde el año 2003 hasta 2010.

Actualmente se desempeña como investigadora visitante en el Centro de Investigaciones en Geografía Ambiental de la Universidad Autónoma de México e investigadora principal del Conicet en el Instituto Patagónico de Ciencias Sociales y Humanas.

Premio a la distinction

El premio John Desmond Bernal se concede a destacados investigadores y académicos cuyas carreras han sido dedicadas a la comprensión de las dimensiones sociales de la ciencia y la tecnología.

El reconocimiento ha sido entregado sin interrupción desde el año 1981 y no es sino hasta 2017 que es otorgado a un investigador de origen latinoamericano.

“El trabajo de Vessuri encarna el alcance global y la importancia de los estudios sociales de la ciencia en diversos contextos organizativos y políticos, vincualando a investigadores e instituciones gubernamentales en nuevos desafíos”, se lee en el sitio web oficial de la Sociedad de Estudios Sociales de la Ciencia.

Dejanos un comentario