Festival de Jóvenes Directores ofrece una perspectiva femenina

A partir de este viernes

Festival de Jóvenes Directores ofrece una perspectiva femenina

Versión para impresiónSend by emailPDF version
Foto: Nota de Prensa
Yvke Mundial/ Correo del Orinoco

Con el clásico del Teatro del Absurdo, Las Sillas, del emblemático autor francorrumano Eugène Ionesco comienza hoy el Festival de Jóvenes Directores, una iniciativa del Trasnocho Cultural, en Caracas, concebida hace seis años con el objetivo de impulsar a nóveles talentos de la dirección escénica nacional.

En esta oportunidad el festival ofrece una mirada eminentemente femenina con la selección de seis propuestas postuladas por damas, junto a otros dos de jóvenes directores caballeros, para un total de 8 puestas escénicas que se presentarán en el Espacio Plural del Trasnocho Cultural, en Caracas hasta el 15 de marzo, con solo seis funciones cada pieza, los días viernes, sábado y domingo

Más que actrices

Durante un encuentro con los medios de comunicación social para explicar los detalles del festival, Eva Ivanyi, integrante del comité seleccionador del certamen junto con Pilar Arteaga, Héctor Manrique y Solveig Hoogesteijn, resaltó que hasta hace unos años en Venezuela eran pocos los créditos con nombres de mujer en el renglón de la dirección de obras teatrales, “eran los hombres los que tenían la hegemonía” en esa tarea.

Antes, acotó, el rol de las damas en el teatro se limitaba “a ser actrices, productoras y asistentes de dirección. Definitivamente” en la actualidad “el mundo es de las mujeres”, declaró Ivanyi.

Por su parte Arteaga mencionó que en esta edición se recibieron en total 28 propuestas, muchas de las cuales fueron postuladas por mujeres.

En este orden de ideas, Solveig Hoogesteijn señaló que, justo al contrario de este año, en la edición anterior solo dos de las ocho obras seleccionadas fueron propuestas femeninas, no obstante, esas dos, postuladas por Camila Rodríguez, de tan solo 18 años de edad, y Andreína Polidor, fueron las ganadoras del primer y segundo lugar, respectivamente, con las obras Riñón de cerdo para el desconsuelo de Alejandro Ricaño y La Misión de Heiner Müller.

Una plataforma

De acuerdo a Hoogesteijn, con tan solo cinco ediciones completas y una en pininos este festival de Jóvenes Directores se ha consolidado como una significativa plataforma de proyección profesional para los talentos emergentes en la dirección escénica.

De hecho, argumentó la directora general del Trasnocho Cultural, varios de los ganadores anteriores entre los que se cuentan, Jorge Souki, Carlos Fabián Medina, Axel Valdivieso, Fernando Azpúrua, Pedro Borgo, Leonardo van Schermbeek, Kevin Jorges y Samuel Medina, además de Polidor y Rodríguez, están desarrollando sus carreras en el exterior. “Esto, por otra parte, es triste, porque es talento que se va”, apuntó.

ABANICO CORTO, PERO ANCHO

Entre las ocho propuestas seleccionadas configuran una muestra variada, en muchos sentidos, con una piezas clásicas del teatro del absurdo, el estreno mundial de una obra reciente de autora española, tres piezas de reconocidos autores nacionales, una de ellas ganadora en 1993 el Premio Marqués de Bradomín (un certamen creado nueve años antes en España para reconocer el trabajo de jóvenes dramaturgos) e historias contemporáneas escritas por autores de Argentina y España.

El programa

Después de la presentación, hasta el 26 de enero, de Las Sillas, bajo la dirección de Verónica Etienne, le tocará el turno de subir al escenario al estreno mundial de La Ciudad Rota, obra original de la española María Prado dirigida aquí por Aguasanta Rojas, con funciones entre el 24 de enero y 2 de febrero. En esta pieza la autora pone a interactuar a Alicia y Bastian, los personajes principales de los clásicos Las aventuras de Alicia en el país de las maravillas, de Lewis Carroll, y La historia interminable, de Michael Ende, en una urbe destruida y sin nombre que deberán levantar con sus recuerdos, sueños y anhelos.

Del 31 de enero hasta el 9 de febrero, se presentará la obra La última actuación de Sarah Bernhardt del venezolano Néstor Caballero, dirigida esta vez por Andrea Levada. Esta es la historia de las hermanas Eloísa y Ana, que han permanecido su vida encerradas en el mismo lugar y lo único que tienen en común es su mala relación, alguna anécdota graciosa, y que ambas esperan a que Perla, su hermana mayor, regrese a casa para cumplir su sueño personal: parecerse a la actriz Sarah Bernhardt.

Desde la realidad

Entre el 7 y el 16 de febrero se presentará la propuesta de la directora Natacha Pérez, Añicos, una pieza basada en hechos reales del español Carlos Be, en la que aborda el tema del abuso hacia los menores de edad, pero no desde el punto de vista de la víctima, sino con el foco hacia la erosión que este hecho produce en el entorno familiar de la persona perjudicada, y en el entorno que envuelve la situación.

La siguiente, específicamente del 14 al 23 de febrero, será el estreno de Escindida, un texto del venezolano Elio Palencia presentado por el director Francisco Aguana. Esta obra que trata sobre la profundidad del amor en las relaciones familiares llevadas a situaciones extremas, está contextualizada en el Período Especial cubano, luego de la disolución de la Unión Soviética.

La obra Danzon Park, del argentino Arístides Vargas, propuesta por la directora Raquel Zapata, se podrá ver entre el 21 de febrero y 1 de marzo. En esta pieza se narra la historia de una pareja en su dormitorio, donde ella prefiere permanecer durmiendo para estar en el placentero recuerdo de sus buenos tiempos, mientras él se obsesiona por los celos generados por aquellos sueños.

Passport, del venezolano Gustavo Ott, estará en escena del 28 de febrero al 8 de marzo bajo la dirección de Danny Cruz. Este texto sobre un viajero al que le retienen injustamente su documento de identidad, toca el tema de la incomprensión en las relaciones humanas.

Finalmente, del 6 al 15 de marzo cerrará el festival la pieza del argentino César Brie ¿Te duele? Un discurso escénico sobre las distintas formas de violencia en la que un hogar se transforma en un cuadrilátero de boxeo.

Los dos montajes triunfadores serán premiados con una temporada de tres semanas en el Espacio Plural para el primer lugar y dos semanas para el segundo.

Etiquetas:

Categoria:

Dejanos un comentario