Exposición refleja llegada del son cubano a Venezuela

Hasta el mes de octubre

Exposición refleja llegada del son cubano a Venezuela

Versión para impresiónSend by emailPDF version
Foto: Mippci
YVKE Mundial/Mippci

La exposición Caracas ciudad del Son, que se muestra hasta el mes de octubre en la Casa del Bicentenario, plantea una visión de la ciudad que parte desde la historia de la música del Son cubano adoptado por la cultura venezolana, con un recorrido de épocas desde 1926 hasta 1987 y destaca a los grupos más importantes: El Sonero Clásico del Caribe y el Grupo Madera.

Un recorrido semicircular en dicha sala deja en evidencia una selección fotográfica que rememora la historia musical popular en Caracas, reseñada inclusive, a través de titulares de prensa, coberturas comunicacionales a conciertos de aquellas épocas, portadas de disco, entre otros elementos artísticos la memoria musical del país.

El punto de partida de la exposición es desde el año 1926 cuando llega el grupo cubano el Sexteto Boloña y en 1933 cuando llega por primera vez a Venezuela el Trío Matamoros, quienes dejaron estos ritmos impregnados en la sangre de los venezolanos, al punto de que desde los años 30 ciudadanos, en su mayoría del oeste de la ciudad empezaron a experimentar el estilo hasta hacer propios los ritmos.

Tras el guagancó que estuvo compuesto por sones y boleros, y la euforia que dejó en el público de esa época, la visita del Trío Matamoros en el Teatro Ayacucho, nace el grupo pionero del son en Venezuela que es la Sonora Caracas.

Alejandro Calzadilla, curador de la muestra, explicó que esta exposición no sólo se enfoca en el tema musical, sino que se cruza con la historia social, política e incluso la historia urbana de Caracas.

“Entonces se va viendo también la aparición de sectores populares de la ciudad como San Agustín del Sur, el Nuevo Circo, Poliedro de Caracas, todo ligado a la llegada del Son cubano a Venezuela”.

Resaltó que la intención de esta exposición tiene que ver con desafiar los convencionalismos de abordar el hecho histórico desde lo político, económico, social y no desde la cultura, por tanto, esta es una ventana de la evolución histórica, pero desde una rama del arte: la música.

Aun cuando se habla del son y no de la salsa, Calzadilla considera que de no haber sido por el Son quizá no existiera el ritmo de la salsa, por tanto, salen a relucir cantores de varios ritmos y estilos, incluyendo la salsa como Celia Cruz, Héctor Lavoe, Sonero Clásico del Caribe, Santiago Tovar “Alacrán”, entre otros.

Invitó a los ciudadanos a visitar la exposición “en primer lugar porque la va a disfrutar porque no es un tema antipático, al contrario, es un tema atractivo y agradable, además está en una sala maravillosa, además es la historia de nuestra felicidad, al festejo, a la música…”.

Categoria:

Dejanos un comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si es o no un visitante humano y para evitar envíos automatizados de spam.