A 14 años de la derrota del sabotaje petrolero nace una Pdvsa indestructible

Perpetrado en el año 2003

A 14 años de la derrota del sabotaje petrolero nace una Pdvsa indestructible

Versión para impresiónSend by emailPDF version
(Foto. Archivo)
Yvke Mundial/Mayerling Jimenez

Este jueves 09 de febrero, se cumplen 14 años de la derrota al sabotaje petrolero y económico perpetrado en el año 2003 por parte de la derecha y la cúpula empresarial venezolana, acción que permitió consolidar  la victoria del pueblo y los trabajadores patriotas de la Revolución Bolivariana.

La Federación de Cámaras y Asociaciones de Comercio y Producción del país, (Fedecámaras), así como la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV), realizaron acciones criminales contra el gobierno del comandante Hugo Rafael Chávez Frías,  paralizando la actividad económica de la nación durante 63 días, dejando pérdidas por más de 20 mil millones de dólares.

Venezuela interrumpió, durante esos días, su papel de proveedor confiable de crudo y combustible, como consecuencia de la acción desestabilizadora.

Toda esa actividad golpista, marcó el inicio del proceso de recuperación de la estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa), que dejó atrás su visión mercantilista, y se convirtió en un instrumento para impulsar una política nacional, popular y revolucionaria, que tiene como norte atender las necesidades del pueblo.

  

El Comandante Supremo de la Revolución Bolivariana, Hugo Chávez, destacó en su programa Aló Presidente del 9 de febrero de 2003, la victoria obtenida por el Poder Popular, que junto al Gobierno Bolivariano derrotaron el sabotaje petrolero y económico.

  

Desde la Refinería El Palito, en el estado Carabobo, el líder revolucionario resaltó que la conciencia política y social del pueblo y de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) permitieron derrotar las acciones criminales y desestabilizadoras emprendidas por Fedecámaras,  con el apoyo de dirigencia de la CTV,  organización sindical controlada por Acción Democrática (AD).

  

Estos poderosos sectores económicos, obligaron a cortar el suministro de combustible, parar barcos de la marina mercante en las aguas del Caribe, restringir los horarios en las entidades bancarias, así como a cerrar escuelas, universidades, entre muchas otras medidas para atentar contra el orden democrático del país.

  

"Creyeron que Chávez no aguantaba el paro, pero se equivocaron porque no es Chávez, esto no es de un hombre, aquí lo que hay es un pueblo con dignidad, aquí lo que hay es un colectivo dando una batalla como nunca antes", expresó en referencia al triunfo revolucionario sobre el sabotaje que había iniciado el 2 de diciembre de 2002.

  

Chávez recordó, que durante el golpe económico de finales de 2002 y principios de 2003, los empresarios bloquearon fuentes de producción de alimentos, de leche, de harina de maíz, de carne, refrescos, agua, así como otros consumos esenciales para la familia venezolana.

Pérdidas PDVSA

De acuerdo con cifras reveladas por Pdvsa, las pérdidas por ventas no realizadas alcanzaron más de 14.430 millones de dólares, lo que motivó una disminución de 9.998 millones de dólares en la capacidad contributiva de la empresa y sus filiales al fisco nacional, disminuyendo los recursos empleados por el Ejecutivo para desarrollar los programas sociales.

  

"Jugaron otras cartas (...) nos tiraron a sacar, pero aquí estamos hoy más fortalecidos que ayer, hemos derrotado el golpe petrolero, económico, fascista y terrorista (...) obtuvimos unidos la victoria contundente de la patria, victoria petrolera, victoria moral, victoria civil, victoria militar, victoria obrera, la victoria popular, la victoria, la victoria y la victoria: ese es el camino del pueblo venezolano de hoy, de la patria", resaltó Chávez en esa oportunidad.

Nuevo atentado tras fracaso del golpe de Estado de abril de 2002

El 09 de febrero de 2003, el comandante Chávez explicó al pueblo venezolano que posterior al fracaso del golpe de Estado de abril de 2002, y al restablecimiento del hilo democrático, los factores de la derecha continuaron con su estrategia desestabilizadora contra el país.

"Como no consiguieron lo que en abril habían conseguido un grupo de generales y almirantes y un grupo de militares que se prestaron para el golpe de Estado militar, en diciembre lanzaron un nuevo ataque, un golpe de Estado petrolero. Ese era el eje central del ataque golpista que arrancó el 2 de diciembre. Nos atacaron refinerías, centros de distribución, de llenado, las líneas de transporte para distribuir el combustible, todo eso lo sabotearon, llegaron hasta dañar las gandolas. Luego los barcos los pararon en el Caribe y nos hicieron un autobloqueo; ellos estaban convencidos, pero otra vez se equivocaron. Tenían una conspiración casi perfecta, pero no contaron con la fuerza del pueblo y de la Fuerza Armada", resaltó.

  

Con sus acciones de sabotaje, las cúpulas de la oligarquía pretendían revocar todo lo los avances impulsados por la revolución en materia petrolera.

PDVSA ahora es del pueblo

La nueva PDVSA, es un poderoso instrumento que se ha fortalecido para desarrollar nuestros recursos naturales. Su existencia no solo llena de orgullo patrio, sino que permite incursionar con éxito en un negocio que es mundial, competir con centenarias transnacionales defendiendo en todos los espacios el interés colectivo, como una empresa propiedad 100% de la República, dirigida y operada por venezolanos.

  

Su génesis está en la derrota del feroz sabotaje petrolero, que contra ella y nuestro país, desarrolló la alta gerencia de la vieja PDVSA, autoproclamada “meritocrática”. Los trabajadores y profesionales que se quedaron por miles, junto al pueblo y nuestra Fuerza Armada, supieron derrotarlo y refundar nuestra empresa.

  

Esto no siempre fue así, en la Cuarta República, durante el desarrollo de la apertura petrolera, el papel y peso de PDVSA iba en un franco proceso de minimización. Sus operaciones fueron privatizadas, con el eufemismo de desprenderse de “actividades no medulares”.

Se entregaron los taladros, la inyección de agua y gas a yacimientos, la flota de transporte, el sistema de automatización y control, es decir, el cerebro de la industria, los terminales, las operaciones acuáticas y, finalmente, los campos de producción de petróleo bajo la figura engañosa de los convenios operativos, violatoria del marco legal. Desde la perspectiva laboral, y en virtud de la política de privatización, la vieja PDVSA disminuía progresivamente su personal propio, utilizando la figura de tercerización y la contratación de "servicios profesionales".

  

Cambios 2017: Nueva junta directiva de la estatal petrolera

El presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, juramentó el 31 enero de 2017 a la nueva junta directiva de la empresa estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa), que mantendrá a Eulogio del Pino como jefe de la compañía.

  

Ahora la junta directiva estará conformada por Maribel Parra en la vicepresidencia ejecutiva; Nelson Ferrer en la vicepresidencia de Explotación; Delcy Rodríguez como vicepresidenta de Asuntos Internacionales; Guillermo Blanco Acosta en la vicepresidencia de Refinación; Ysmel Serrano como vicepresidente de Comercio y Suministro y Simón Zerpa en la vicepresidencia de Finanzas.

  

PDVSA inicia tercera etapa indestructible

El actual presidente de la estatal petrolera, Eulogio Del Pino, igualmente participó en el acto de juramentación de la nueva directiva de Pdvsa.

Durante la actividad, Del Pino aseguró que, les ha tocado dirigir dos años muy complicados con constantes ataques, pero que a pesar de ello,  “hoy se inicia la tercera etapa de una Pdvsa que ahora es indestructible. Es un día histórico por dos razones fundamentales. Es la primera vez que se hace una juramentación pública, estamos asumiendo la responsabilidad. Por primera vez tenemos tres directores elegidos directamente por los trabajadores”, expresó.

  

Igualmente, aseguró que en la actualidad la empresa se encuentra en mejores condiciones, “hemos vivido los dos años más complicados de la historia petrolera del país, hemos tenido un bloqueo financiero. Se inicia una tercera etapa con el acompañamiento de la clase obrera”.

  

Actualmente esta empresa del Estado produce dos millones de barriles de crudo, y tendrá como misión darle más poder a la clase obrera, tal como lo ordenó el presidente Maduro.

La nueva junta directiva de la estatal petrolera, creará un sistema de consulta y toma de decisiones de gobierno permanente, presentando al presidente Maduro un conjunto de acciones en el marco de una ruta de transformaciones productivas internas, para que el golpe de timón se sienta, sacuda y conmueva la construcción de la nueva Pdvsa.

  

En esta acción del Gobierno Bolivariano encabezada por el presidente obrero Nicolás Maduro, se encuentran enmarcadas tres líneas centrales: recuperar, sostener y crecer en todos los planos de la inversión nacional  en el marco del Plan estratégico 2026 2036. 

  

Categoria:

Dejanos un comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si es o no un visitante humano y para evitar envíos automatizados de spam.