10 comiquitas clásicas que viste de pequeño sin saber que eran animes

Nos vamos a remontar a los años 90

10 comiquitas clásicas que viste de pequeño sin saber que eran animes

Versión para impresiónSend by emailPDF version
Foto: Referencial
Cubadebate

El post de hoy está dedicado a la gente adulta y responsable que con más de 30 años sigue viendo dibujos animados sin complejos, así que me disculpo con los lectores más jóvenes. Si alguno se ve descolocado, es porque estaremos apelando a la nostalgia.

Nos vamos a remontar a los años 90 del siglo pasado. Un periodo que imagino, a los que hayan nacido después del 2000, les resultará tan próximo como el Pleistoceno, pues entonces no existían Facebook ni el reguetón, y los teléfonos móviles parecían zapatos con antena.  

En esa época hubo un tiempo en que la novela brasileña cedió su habitual segmento a la japonesa Oshin, que gozó de gran popularidad, aun antes de que el gusto por los doramas asiáticos se expandiera.

También fue el momento en que muchos comenzamos a ver animes, aunque no tuviésemos la más mínima idea de que se llamaran así.

Buscamos en los archivos, buscamos en la memoria y, sobre todo, buscamos en el corazón de nuestra niñez para encontrar estos diez clásicos, que tal vez más de uno recordará con agrado.

Sin más dilación, acá los tienen:

10. Las aventuras de Peter Pan

Título original           Piitā Pan no Bōken
Género                      Aventuras, Fantasía
Temporada               1 (41 episodios)
Estudio                      Nippon Animation
Directores                Takashi Nakamura y Yoshio Kuroda
Primera emisión      8 de enero, 1989

Seguramente casi todos conocían ya —gracias a la popular película de Disney— las aventuras del niño que puede volar y un buen día se lleva a Wendy y sus hermanos al país de Nunca Jamás, donde habitan indios, hadas, sirenas y los piratas del rencoroso capitán Garfio.

Pero recuerdo que durante unas vacaciones, estando todavía en la primaria, entré en contacto con esta versión de la obra escrita por el James M. Barrie, la cual involucraba también a una princesa y una reina malvada. Aunque esto último nunca lo vimos, al no transmitirse la serie en su totalidad.

Como tantos otros clásicos de Occidente, Peter Pan fue producido por Nippon Animation para el programa World Masterpiece Theater de Fuji TV, que emitía cada año alguna de estas historias y del que nacieron la mayor parte de los animes que luego se exportaron al resto del mundo como Heidi (1974), Marco(1976), Ana de las Tejas Verdes (1979) y Tico y sus amigos  (1994).

9. Sandy y sus koalas

Título original           Fushigina Koara Burinkī
Género                      Fantasía
Temporada               1 (26 episodios)
Estudio                      Nippon Animation
Director                     Noboru Ishiguro
Primera emisión      7 de julio, 1984

En 1984 el gobierno de Australia donó seis koalas a los zoológicos de Japón como un gesto de buena voluntad, lo que desató –según La Enciclopedia del Anime creada por Jonathan Clements y Helen McCarthy– una auténtica fiebre nipona en torno a estos animalitos.

Fruto de esa “koalamanía” fue que el anime Koala Boy Kokki vio la luz ese año, al igual que este –también llamado Noozles–, el cual llegó a nuestras pantallas con el título de Sandy y sus koalas.

Para ser sincero, mis recuerdos de su trama son bastante vagos, pero versaba sobre una niña que recibe de regalo unos koalas de peluche y al frotar su nariz con las de ellos cobran vida, con la capacidad de poder ir de aventuras a lugares remotos y, a veces, en distintas épocas.

8. Banner y Flappy

Título original           Shīton Dōbutsuki Risu no Banā
Género                          Aventura, Fantasía
Temporada               1 (26 episodios)
Estudios                      Nippon Animation (Japón) y ZDF (Alemania)
Director                     Fumio Kurokawa
Primera emisión      7 de abril, 1979

Quizás pocos lo sospechaban, pero esta tierna historia sobre una ardilla que retorna a la vida en el bosque, tras haber sido criada por una gata doméstica, también es de factura japonesa. O al menos en parte, pues por entonces se estilaban las coproducciones con estudios europeos como es el caso de Banner…

Su reencuentro con la naturaleza, la amistad que traba con las demás ardillas y el “abuelo búho” y, sobre todo, su relación con Flappy, colman pasajes tantas veces vistos durante nuestra infancia.

7. Los gatos samurái

Título original           Kyatto Ninden Teyandee
Género                      Aventura, Comedia
Temporada               1 (54 episodios)
Estudio                      Tatsunoko Production
Directores                 Katsumi Kosuga, Kunitoshi Okajima, Mineo Fuji, Shingo Kaneko y Shinji Takagi
Primera emisión      1 de febrero, 1990

A diferencia de la serie anterior, en esta sí podíamos intuir que estábamos ante unos dibujos nipones. No solo porque estos peculiares repartidores de pizza se llamaran a sí mismos samuráis y protegiesen a la ciudad de Pequeño Tokio del crimen, sino por los muchos jujin (animaloides) con partes cibernéticas que la pueblan.

Lo que sí no sabíamos, de seguro, es que Speedy Ceviche se llamaba realmente Yattarō; Polly Esther, Pururun Nyan, y Guido Anchoa, Sukashii; así como que el principal villano Gran Quesote, con tendencia al travestismo y a explotar cada vez que sus malvados planes fracasan, lejos de ser una rata fuese en verdad un zorro.

6. Capitán Futuro

Título original           Kyaouten Fūchā
Género                      Aventura, Ciencia ficción
Temporada               1 (52 episodios)
Estudio                      Toei Animation
Directores                 Shigeo Hirota y Tomoharu Katsumata
Primera emisión      7 de noviembre, 1978

Habituados como estamos a la impronta de Japón en animados de robots y naves voladoras como Mazinger Z, Voltus V y Yaltus, probablemente nunca nos acostumbramos a nombrarlo de otra manera. Pero el Capitán Futuro se llamaba Curtis Newton y nació de la pluma de Edmond Hamilton (1904-1977), el escritor estadounidense que patentó el subgénero de la ciencia ficción conocido hoy como “ópera espacial”.

De ahí que muchos de los nombres usados fueran los originales y no cambiados por el doblaje español para la serie, que narraba las peripecias del protagonista y su tripulación, integrada entre otros por una científica rubia, un androide metamorfo, el infaltable robot y varias mascotas, para proteger al universo del mal.

5. Ángel, la niña de las flores

Título original      Hana no Ko Run Run
Género                      Mahō shōjo
Temporada             1 (50 episodios)
Estudio                     Toei Animation
Director                    Hiroshi Shidara
Primera emisión   9 de febrero, 1979

Por si alguien lo olvidó, Ángel es una niña que desciende de las hadas, razón por la cual un buen día recibe la encomienda de encontrar la flor de los siete colores, acompañada de un perro y una gata –que en verdad resultan ser dos espíritus de las flores–, mientras la bruja del polen Malina y el tejón Boris tratan de impedir por todos los medios que tenga éxito.

Al ser varón, admito que en mi niñez probablemente estaba más preocupado en ver muñequitos de acción y peleas, por lo que tal vez no disfruté esta serie todo como debía.

Pero, aun así, recuerdo claramente dos cosas: que en su travesía Ángel y sus amigos terminaron dándole la vuelta al mundo como Magallanes y que muchas niñas de mi época —y también algunos padres— soñaron con tener una “llave mágica” para celebrar sus quince en el Jardín Botánico. Sin duda, una buena opción, habida cuenta que dicho talismán permite utilizar el poder de las flores para obtener cualquier vestido que se necesite.

4. Ulises 31

Título original           Uchū Densetsu Yurishīzu Sātīwan
Género                           Aventura, Ciencia ficción
Temporada                 1 (26 episodios)
Estudios                       TMS (Japón) y DiC Entertainment (Francia).
Director                        Nagahama Tadao
Primera emisión      10 de octubre, 1981

Como suele suceder con buena parte de la literatura hoy día, antes de leer a Homero en el pre ya yo conocía la odisea de Ulises, gracias a esta serie creada por TMS y el mismo estudio francés, que luego produciría otros animados vistos en Cuba como el Inspector Gadget, los Ositos cariñositos y el Capitán Planeta y los planetarios.

En cualquier caso, el guion adaptado por Jean Chalopin y Nina Wolmark trasladaba el relato de la mitología griega al siglo XXXI para convertirla en una ópera espacial, a la vez que insertaba personajes como la amiga de Telémaco Themis –una extraterrestre de piel azul y ojos ambarinos–, el robosito Nonó y Shirka, el ordenador de la nave que hacía un guiño a la supercomputadora HAL del clásico fílmico 2001: Odisea del espacio.

Por si fuera poco, su tema de presentación también aumentó la popularidad del cantautor chileno Memo Aguirre, cuya voz se hizo conocida en Hispanoamérica durante los años 80, gracias a las canciones de animes como el propio Capitán Futuro y Ángel, la niña de las flores. Al punto que algunos podrían tararear ahora mismo aquel intro:

U-Ulises, U-Ulises /

va volando por las galaxias /

más veloz que una estrella fugaaaz…

3. El Mago de Oz

Título original           Ozu no Mahōtsukai
Género                      Fantasía, Aventura
Temporada               1 (52 episodios)
Estudio                      Panmedia
Director                     Naisho Tonogawa
Primera emisión      6 de octubre, 1986

Quien no haya visto esta serie es porque no tuvo niñez o, peor aun, porque no tuvo televisor. Aunque de tanto en tanto el ICRT se encarga de que un tornado sacuda Kansas de nuevo y haga volar a Dorita hasta el mundo de Oz, donde junto al Espantapájaros, el Hombre de Hojalata, el León Cobarde y su perrito Toto emprenderán el viaje a la Ciudad Esmeralda descrita en los libros de L. Frank Baum.

2. D’Artacán y los tres mosqueperros

Título original           Wanwan Sanjushi
Género                      Aventura, Kemono
Temporada               1 (26 episodios)
Estudio                      Nippon Animation
Directores                 Taku Sugiyama y Shigeo Koshi
Primera emisión      9 de octubre, 1981

Si El Mago de Oz ha sido más que vista qué podemos decir de D’Artacán y los famosos mosqueperros, inspirados en el clásico en la obra de Alejandro Dumas.

Durante un buen tiempo nos pareció que se trataba de un animado español, en buena medida por el doblaje y por el tema musical compuesto para la serie por los hermanos Guido y Maurizio de Angelis. Pero sí, al final Dogos, Pontos y Amis —los reemplazos perrunos de Athos, Porthos y Aramis— tenían origen japonés, aun cuando una década después seguían haciendo frente al taimado cardenal Richelieu y la siniestra Milady en la secuela producida por BRB Internacional, Thames Television y Wang Film Productions, llamada El retorno de D’Artacán.

1. La princesa caballero

Título original           Ribbon no Kishi
Género                          Aventura, fantasía
Temporada                1 (52 episodios)
Estudio                        (Tezuka Production y) Mushi Production
Directores                  Osamu Tezuka, Chikao Katsui y Kanji Akabori
Primera emisión     2 de abril, 1967

Dejé esta serie para lo último porque es el primer anime que vi en mi vida. El primero de un largo camino que no sé cuándo acabará.

Reúne, además, el mérito de ser el primer manga y anime shōjo –de hecho, fue uno de los primeros a color– y creado ni más ni menos que por el mismísimo “dios del manga”, Osamu Tezuka (1928-1989), cuyo centenario Japón celebrará este año por todo lo alto.

En su historia Zafiro es la “princesa caballero” del reino Valle Plateado, que debe enfrentar las maquinaciones del duque Duraluminio y el conde Nylon, mientras oculta su verdadera identidad haciéndose pasar por hombre.

Y ya está. Hasta aquí llegamos. Algunas envejecieron peor que otras, es cierto, pero hay varias que volveríamos a ver sin problemas, ¿verdad?

Categoria:

Dejanos un comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si es o no un visitante humano y para evitar envíos automatizados de spam.